¿Qué es el Retargeting?

¿Has tenido la sensación de que “te siguen” por Internet? Un ejemplo para explicarlo mejor. Es muy habitual a la hora de preparar un viaje consultar diferentes webs sobre el destino: hoteles, aviones, lugares de interés o zonas turísticas (entre otras mil cosas). Supongamos, por ejemplo, que hemos estado buscando información sobre Australia: qué ver, dónde comer, hoteles, aviones… Hacemos un descanso, y de repente, todos los espacios publicitarios se llenan de publicidad sobre el destino (Australia en este caso).

La reacción que suele ser más habitual es maldecir a Google. Sí, Google sabe todo sobre nosotros (sobre todo en temas de búsquedas), y parece razonable que si cree que tenemos interés en un destino concreto, nos ponga en contacto con los anunciantes “que nos puedan interesar”. O mejor, desde el punto de vista del anunciante, Google les dedica un espacio publicitario de un más que potencial consumidor, aumentando las posibilidades de venta.

Retargeting Adroll

¿Está Google detrás de este tipo de servicios?
Posiblemente sí. Es decir, Google utiliza el retargeting (remarketing, como lo llaman internamente) para aumentar el ratio de conversión de venta publicitaria. Pero no está sólo, y cada vez hay más empresas que ofrecen este servicio. Entre las más conocidas se encuentran AdRoll. Se puede decir que la idea es muy buena y que por supuesto funciona bastante bien, aumentando los ratios de venta. Pero también es verdad que a veces se dan situaciones “raras” en las que te planteas qué está pasando (por ejemplo, cuando en una web de nicho americana se te muestra un banner en español de una página que acabas de visitar). Pero por lo general los servicios de retargeting funcionan bastante bien.

¿Y la privacidad?
Técnicamente es un servicio sencillo que se basa en Cookies y en IPs. Es decir, que si borras las Cookies y respetas la IP, el servicio deja de funcionar, pero es verdad que hay algo raro ya que la sensación que tiene el usuario es que está siendo perseguido por alguna web sin saber muy bien si ha hecho algo mal o ha hecho click donde no debía. Aunque también es verdad que el concepto de privacidad está cambiando a un ritmo vertiginoso, y ya no es lo que era.

Lo que está claro es que el retargeting es un servicio que está dando y que dará mucho de lo que hablar, y por encima de todo, que funciona. ¿Quieres saber más? Échale un vistazo a este artículo.